domingo, 4 de abril de 2010

Apúntate a la operación sandalias con Garra Rufa

La primera reacción es un: ¡Ay! El cosquilleo te invade, pero luego, pasados los primeros segundos se convierte en un auténtico placer que se traslada pasados los veinte minutos en una adicción. Un “vicio” tremendamente estimulante y placentero que se ha convertido en uno de los tratamientos más innovadores para los pies en nuestro país. Mucho tendrá que ver, sin duda, que todos los órganos del cuerpo tienen su reflejo en nuestros miembros inferiores.




Garra Rufa así se llaman estos diminutos anfibios, protagonistas indiscutibles de este tratamiento, que nada mas sumergir los pies en la pecera en donde habitan, se acercan sin miedo te besan, te acarician y te succionan suavemente dándote un micro masaje alucinante que se convierte en una fuente de energía para todo tu cuerpo.




Este año no habrá sandalias que se nos resistan con este espectacular tratamiento. La piel, os aseguro, se suaviza, desaparecen los talones resecos, las pieles feas y todo se convierte en una dermis suave y atractiva que con un color de esmalte apropiado te harán enseñar, con orgullo, tus pies.

Sandalias de tacones de precipicio nos esperan. Me apunto a la moda de plataformas





O a unos diseños exclusivos de pitón de la impresionante diseñadora española Mariló Domínguez. (www.marilodominguez.com)





Como en todos los tratamientos se requieren constancia. Una vez a la semana, con una duración de 30 minutos, se consigue a la cuarta sesión suavizar la piel de nuestros pies de una forma espectacular.

Mi calle de Nueva York (www.micalleny.com) te ofrece también la posibilidad de realizar un tratamiento de manicura mientras dura la inmersión.

Garra Rufa ha sido el tratamiento más novedoso en nuestro país de esta temporada, así lo han manifestados muchos medios de comunicación.




2 comentarios:

Noelia Jiménez dijo...

Yo lo he probado... ¡¡y es genial!! Prometo volver...

Esther Palma dijo...

nos gusta que te haya gustado...y si crea adiccion este tratamiento